Lunes 20.08.2018 | 13:39 hs (Sta Fe)


22-01-2018 / Diego Fernández Querejazu, gerente general de Terminal Puerto Rosario

“Ya no quedan dudas: TPR es el puerto multipropósito de la hidrovía”

El CEO del terminal de cargas destacó el desarrollo y consolidación del terminal. Dijo que se trabaja para afianzar la presencia en provincias del centro norte, como Córdoba. Estimó que este año las operaciones con contenedores crecerán 20 por ciento. Y destacó que la inversión en 2017 fue de más de 10 millones de dólares.

Gustavo Capeletti
redaccion@miradorprovincial.com


En pleno enero, en una tarde tórrida cuyos efectos sobre los ánimos no alcanza a calmar la presencia majestuosa del Paraná, el CEO de TPR recibe a Mirador Provincial con la amabilidad y el aplomo que lo caracteriza.

Lejos del clima de receso vacacional que reina por doquier, en TPR la actividad es normal, con buques atracados en sus muelles y el trajín de hombres y máquinas que no se detiene, como si ignoraran el impiadoso sol que cae sobre la ribera rosarina.

Diego Fernández Querejazu conduce los destinos del Terminal Puerto de Rosario, una sociedad creada por la argentina Vicentin SAIC y Ultramar SA, de capital chileno. Tanto él como los accionistas y todo el universo que conforma TPR tienen motivos para celebrar el año que pasó, y optimismo para esperar con confianza que se cumplan los vaticinios de crecimiento para 2018.

En tren de analizar el ejercicio de 2017 y proyectar el nuevo año en curso, Diego Fernández transitó logros y trazó anhelos del terminal multipropósito rosarino, al que no dudó en calificar como el “más importante de la hidrovía”.

— ¿Cuáles fueron, a su entender, los aspectos relevantes para TPR durante 2017?
— Fue un año importante desde varios puntos de vista. Lo primero a destacar es que fue un año donde se han materializado las inversiones de alto calibre en infraestructura, hasta ahora veníamos haciendo inversiones muy importantes enfocadas en equipamiento y tecnología. En 2017 se iniciaron y se están terminando ya las obras de ampliación del terminal de contenedores que básicamente son plazoletas, oficinas para autoridades de TPR y Aduana principalmente y también la incorporación de un scanner de última generación cuya obra civil se está terminando en estos primeros meses de 2018 pero que es un proyecto iniciado en el año que pasó. Todas las inversiones del año pasado incluyendo todo el equipamiento adicional que se ha incorporado estamos hablando del orden de los 10 millones de dólares.

— ¿Eso fue mediante crédito o con fondos genuinos?
— Todas estas inversiones, al menos hasta ahora, han sido inversiones directas hechas por TPR y financiadas por sus propias operaciones y por los accionistas, así que cada dólar que se invirtió representó un esfuerzo muy importante. Estas inversiones lo que nos han permitido y nos van permitir cuando esté todo el proyecto terminado en un par de meses es que el terminal de contenedores va a incrementar su capacidad de 80.000 teus (unidad de medida de capacidad de carga de contenedores) a más de 160.000 teus por año, lo cual es el doble de la capacidad de inicio. Este año estamos terminando en los 72.000 teus o sea que estamos llegando al límite de la capacidad y esa fue la razón por la cual se decidió hacer esta inversión.

— Uno de los temas que se abordó con mucha fuerza fue el la seguridad laboral dentro del terminal...
— La seguridad desde hace un tiempo ya pasó a ser un tema prioritario dentro de TPR, una vez que estuvo estabilizado la compañía nos pusimos como meta cero accidentes para nuestros trabajadores y para nuestros contratistas dentro del terminal, cosa que nos obligó a armar todo un sistema de gestión con todo un esquema de trabajo. Muchas de las inversiones que se han hecho han estado muy asociadas a la seguridad y la verdad que la siniestralidad, si bien no estamos todavía en cero accidentes, es un meta muy ambiciosa que pocas empresas del mundo lo consiguen. Hemos logrado poner a TPR en niveles comparables con los mejores terminales del mundo. Nuestros índices de frecuencia hoy en día de 2016 a 2017 bajaron de tasas a de 10 a 1, o sea que se redujo a un 10 por ciento la tasa de lo que era de un año a otro. Hay una base gigantesca que tiene mucho que ver con el foco que se le ha puesto y con el cambio cultural interno que ha habido a nivel de todos los trabajadores y de toda la organización en general.

— Es notable la sinergia que han logrado con todos los actores involucrados en este objetivo, ¿cómo se produjo ese logro?
— En un desafío colectivo y no sólo de una de las partes, si no están todos arriba del mismo barco es muy difícil avanzar, todavía nos queda muchísimo por hacer, pero los primeros pasos que son los más difíciles de dar están dados de forma sólida. Es mérito de las personas que trabajan todos los días, nosotros lo que hacemos es generar las condiciones para que las cosas se hagan y se están haciendo. Aprovecho la oportunidad para enviar una felicitación a todos los partícipes de este gran proyecto.

Mirando al norte
— ¿En qué etapa se encuentra la consolidación de TPR como puerto natural del centro-norte del país?

— Ya dejó de ser una duda que TPR es el terminal multipropósito de la hidrovía, dejó de ser un signo de preguntas si TPR puede o no hacer ciertas cosas. Así que hoy día estamos en un mercado competitivo en busca de recuperar cargas y de ver que cargas nuevas que se desarrollan en el mercado elijan TPR. Son clientes que tienen opciones y van eligiendo los atributos que prefieren, TPR es una alternativa que tiene una serie de condiciones: eficiencia, seguridad, hacer las cosas como corresponde con todos los estándares y habilitaciones necesarias. Somos una opción, venimos avanzando en todo el año. El año pasado el gran espaldarazo que recibimos fue la adjudicación de todo el ingreso de material ferroviario, rieles y durmientes que estaban ingresando al país por TPR luego de haber competido con todas las otras alternativas del río incluyendo Buenos Aires. Ahí hay una señal que los proyectos grandes dadas las condiciones que tiene el terminal, terminan eligiendo TPR lo cual ya despeja todas las dudas.

— ¿En ese marco fue que en la última parte del año tuvieron una jornada en Córdoba?
— Terminamos el año haciendo una reunión con nuestros clientes en Córdoba, actuales y algunos potenciales. TPR para diferentes actividades y muy en especial para contenedores es el puerto natural para toda esa región altamente industrializada, exportadora e importadora de productos industriales y commodities. Así que ahí tenemos un foco muy grande para consolidar a TPR como el puerto natural de toda esa región.

— ¿Qué resultados tuvieron?
— Fuimos muy bien recibidos, todavía falta mucho por desarrollar en esa zona y es parte del interés de empezar a poner la bandera de TPR en la provincia de Córdoba porque todavía hay muchos usuarios potenciales que no han probado la alternativa de TPR y que todavía no se han dado cuenta de los grandes beneficios que pueden llegar a tener. Es un trabajo bastante delicado que tenemos que seguir haciendo.

— Así como hay clientes potenciales, también están los clientes reales, y uno muy importante es General Motors con el cual tejieron una alianza estratégica.
— Así es. Con General Motors tenemos una alianza estratégica forjada por la ubicación geográfica de ambos y construida en base al trabajo que venimos desarrollando en los últimos 2 a 3 años. General Motors anunció el año pasado la construcción de una nueva línea de producción aquí en Alvear lo cual abre más posibilidades de desarrollo conjunto. Estamos trabajando para que toda la logística de GM pueda ser resuelta en Rosario, cosa que no solo depende de nosotros y de ellos sino también de otros actores de la cadena.

Expectativas
— ¿Cuáles son los objetivos, los principales anhelos para 2018?

— A nivel de objetivos particulares la verdad es que la lista es larga, tenemos muchos anhelos, muchas cosas que nos gustarían seguir realizando y consolidando. Me enfocaría en seguir avanzando en la seguridad, el cero accidentes es un meta realista y estamos seguros que lo podemos conseguir. Y a nivel de desarrollo del terminal, consolidar los servicios de contenedores que tenemos actualmente. Para este año estamos estimando un crecimiento superior al 20 por ciento. Seguimos apostando a que los contenedores en TPR sigan creciendo a mayor tasa que el mercado. Queremos consolidarnos como un terminal de importación de fertilizantes, actualmente por TPR se importan fertilizantes, pero no en volúmenes significativos, dada la ubicación y las condiciones que tiene TPR creemos que es un anhelo que se pueden conseguir en corto plazo. Y un objetivo que tiene un sentido adicional que nos hemos planteado para este año es que vuelvan a TPR las operaciones de frutas que se exporta como carga suelta que viene desde Tucumán y un poco más al norte, y algo desde la Mesopotamia argentina, que es un operación que hoy está concentrada en el puerto de San Pedro principalmente y algo en Zárate. TPR actualmente está operando con operaciones de cítricos en contenedores y esta es una carga emblemática que nació en TPR y que por los problemas históricos del puerto de Rosario se perdió y creemos que este año vamos a lograr las primeras operaciones de prueba después de muchos años.


DFQ dixit
“La situación laboral en TPR en un activo construido en conjunto con los dirigentes sindicales y los trabajadores es un proceso que llevamos más de tres años con cero conflicto. Tenemos trabajadores comprometidos que han entendido que la estabilidad laboral se logra trabajando”.

El objetivo es desarrollar los volúmenes de carga que hagan viable la situación en el terminal. Hay diferentes realidades, en las cargas contenedorizada estamos yendo más rápido de lo que se esperaba.

“La inversión de la ampliación de la capacidad del terminal que estamos terminando ahora en nuestros modelos iniciales la teníamos para más adelante”.

“La ventaja que tiene el terminal multipropósito es que tiene diferentes frentes, diferentes negocios y realidades. Nuestro plan siempre estuvo enfocado en los contenedores, es la carga de mayor potencial sin dudas”.

“Cambiamos el paradigma de que el puerto sea un problema para una ciudad portuaria como Rosario, lo llevamos al lugar donde siempre tuvo que estar, que sea el lugar preferido de los rosarinos, un lugar amigable y no un foco de conflictos. El puerto hoy está entre los tres principales empleadores privados de Rosario”.




+ Noticias


En Portada

Se abrió el GIRSU Rufino
El gobernador estuvo presente. También anunció la puesta en valor del parque municipal local, entregó aportes a localidades de la región y recorrió las obras que se realizan en una escuela de Aarón Castellanos.

Se abrió el GIRSU Rufino