Sábado 17.11.2018 | 20:23 hs (Sta Fe)


06-09-2018 / Caso testigo en Concordia

La justicia amparó a una mujer trans y cobrará la Asignación Universal por Hijo

Georgina Leguizamón vive con el niño desde que nació y lo crió sola. No tiene un trabajo por el que perciba el dinero suficiente para costear los gastos diarios así que solicitó el beneficio en Anses, pero se lo negaron. Tras una ardua lucha, logró una respuesta positiva y se convirtió en el primer caso en el país


Belén Fedullo
redaccion-er@miradorprovincial.com

Georgina Leguizamón es una mujer trans que vive en Concordia con su hijo de 8 años. Cuando el niño nació, ella solicitó la Asignación Universal por Hijo para poder alimentarlo y sumar ese dinero al que comenzó a percibir por un plan trabajar, pero tuvo problemas y desistió. Asesorada por abogados comenzó un reclamo legal que exigió paciencia, pero dio buenos frutos.

Luego del logro en la justicia, Georgina contó: “En 2010 decidí ser mamá y allí empezaron los cambios en mi vida. Fue una lucha muy linda tener un hijo. Me crié sola prácticamente, sin afectos, porque cuando era muy chica murió mi mamá. Fueron dándose cosas, una señora me hizo un contacto y pude tener mi hijo”, rememoró e indicó: “La madre del niño me dijo que iba a dármelo porque sabía que yo lo iba a tener bien, a cuidar y proteger. Cuando nació estuve esperando el alta y me fui a casa con mi hijo. Fue maravilloso, es algo que necesitaba”.

El hijo de Georgina nació el 18 de agosto de 2010, inmediatamente ella hizo los trámites para obtener la Asignación Universal. En octubre la llamaron para comunicarle que tenía el dinero asignado, pero había un problema, necesitaba la firma de un juez que acreditara que ella era la madre, por lo que la enviaron a un juzgado a conseguir esos papeles.

“Fue un momento de mucho dolor y bronca. Fui con respeto y quien me atendió me insultaba por mi condición. Estuve toda la mañana intentando lograr el trámite, pero me fui con las manos vacías”, recordó sobre el momento en que sintió que comenzaron los problemas.

Pero no todo fue tan negativo. Una persona conocida le avisó sobre un plan por el que podía ir a la Secretaría de Desarrollo Humano y ella no dudó. “Quería trabajar dignamente y así fue que llegué a Desarrollo Humano y conocí la existencia del equipo de Diversidad Sexual. Encontré a todas las personas de acá, a Darío (coordinador del área), que desde un primer momento me ayudó y fueron parte importante en este camino que inicié en ese momento, me motivaron”, dijo.

La llegada de la asignación

El dictamen de la justicia llegó luego de varios años, pero Leguizamón recuerda la lucha con tranquilidad y alegría, y recomienda a quienes estén pasando por lo mismo que tengan paciencia y piensen en sus hijos.

“Siento que me saqué una mochila que cargué durante muchos años y pensé que iba a irme con eso, pero no, ahora estoy relajada, las cosas se van dando”, contó Georgina y señaló: “Es una lucha que valió la pena. Ahora mi hijo va a tener su habitación”.

Acerca de la pelea legal y lo que recomendaría a quienes puedan estar pasando por lo mismo, sugirió: “Que luchen por sus hijos, porque los niños deben tener un buen futuro. Si no luchan es difícil. Puede volverse una lucha cotidiana y hay que insistir, pero siempre hay gente buena que te tiende la mano y que es capaz de ayudarte”.

Más allá de lo estrictamente económico, que también es importante, el reconocimiento a ser, es la batalla ganada. “Recibí mucho apoyo de Darío (Pérez) y de todo el equipo de la Municipalidad. Estoy muy agradecida, sino fuera por ellos esto no se hubiera logrado, no saldría a la luz, y seguiríamos como que una no existe”, expresó.

El acompañamiento legal

Georgina agotó las instancias y dejó de insistir hace algunos años. No había podido pasar de reclamos en la mesa de entrada de las oficinas de Anses y no tenía acceso a apoyo legal de ningún tipo. Luego decidió acercarse al área de Diversidad Sexual y allí la asesoraron.
“Estamos acompañando a Georgina Leguizamón, que es una compañera, madre trans, que está peleando por los derechos de su hijo, y que va a ser la primera que va a obtener la asignación universal por hijo”, señaló Darío Pérez, coordinador del Área de Diversidad de la Municipalidad de Concordia.

Junto con el equipo de la Dirección de Gestión Preventiva y Promoción de la Secretaría de Desarrollo Humano y el área legal de la Municipalidad, acompañaron a Georgina en este reclamo. “Ella tiene el derecho, como toda persona que tiene un menor a cargo y no tiene un trabajo en blanco, de percibir la Asignación Universal por Hijo. Es un derecho establecido por ley, y que ella viene reclamando desde hace mucho, pero Anses se lo negaba aduciendo que faltaban papeles o demorando los trámites o exigiéndole otros o documentación que no es necesario presentar, es un problema que le pasa a todas las compañeras en todo el país”, explicó Pérez.

Sobre el menor que vive con Georgina, el funcionario contó: “Tuvo entrevistas con profesionales y todo el mundo está de acuerdo con que es una madre que debe cobrar el beneficio para seguir atendiendo a su hijo”, y describió: “El niño tiene todas las vacunas, está escolarizado y no ha repetido ninguna vez, es un niño sumamente inteligente, realmente se nota que está bien contenido y eso es lo que la justicia vio y por eso dictó la resolución”.

El coordinador del área de Diversidad Sexual resaltó en varias ocasiones que es la primera vez que una mujer trans va a poder acceder a este derecho. Según su experiencia muchas personas desisten, se cansan de reclamar porque, aunque hay leyes que ya están vigentes, en el ámbito administrativo del Estado no siempre están implementados los mecanismos para que se puedan cumplir.

Caso testigo

El caso de Georgina abre las puertas para que muchas personas que están en una situación similar puedan presentarse en Anses para solicitar el beneficio que les corresponde.

“La Defensora Pública actuante en el acto, estableció el caso como un caso testigo, y dejó en claro que Anses no está administrativamente adaptado a la Ley de Identidad de Género, que es Nacional y que ya debería estar en pleno funcionamiento”, precisó María de los Ángeles Petit, asesora legal de la municipalidad.

Además contó que “muchos de los organismos del Estado no están acordes a la Ley de Identidad de Género, lo que hace que muchas personas que optaron por el derecho que les da la Ley, terminen merodeando por las oficinas, algunas sean tratadas con discriminación, otras no sean bien informadas, no encuentren respuestas y se cansen y no accedan a sus derechos”.


+ Noticias

Cambiar rápido la matriz energética, tema de trabajo en la Región Centro
Autoridades de la Región Centro y del Consejo Federal de Inversiones organizaron una jornada sobre integración energética entre las tres provincias. A 413 días del comienzo de la década del ’20, el cambio de la matriz energética es una cuestión urgente y crucial para el mantenimiento de la competitividad de las empresas entrerrianas, cordobesas y santafesinas.

Cambiar rápido la matriz energética, tema de trabajo en la Región Centro


En Portada