Lunes 20.05.2019 | 21:34 hs


01-03-2019 / Historia de vida

Seguir su pasión del otro lado del Atlántico

Tiberio Vinante es un italiano que desde hace casi tres años decidió venirse a Paraná por amor. Dejó casi todo en su país, menos su fanatismo por Atalanta.


Víctor Ludi

La pasión que una persona puede llegar a sentir por un equipo de fútbol, muchas veces, traspasa todo tipo de fronteras. El hincha, cuando puede, suele llevar con orgullo sus colores en distintos escenarios de la vida como, por ejemplo, el ámbito laboral.

No llama la atención ver que un taxi luzca un banderín del equipo que simpatiza su chofer, ni tampoco un comercio ambientado con una temática futbolera, sobre todo cuando los clubes de inspiración son, por ejemplo, River o Boca, o en Santa Fe Colón o Unión y así en las distintas ciudades con sus elencos más representativos.

Pero lo que sí sorprende a más de uno es un maxikiosco ubicado sobre calle Villaguay 612 de Paraná. Allí los colores que resaltan no son los del Millonario o el Xeneize, ni de Patronato o cualquier elenco de la capital entrerriana. No. En dicho negocio lo primero que se ven son guirnaldas y banderines azules, blancos y negros. La puerta del local está ploteada con el escudo de un equipo -quizá un tanto desconocido para aquellos clientes no futboleros- y con la inscripción “Kiosco La Dea”.

Una vez adentro, el escudo se repite tatuado en el antebrazo derecho del hombre que está detrás del mostrador, quien atiende a los clientes con un acento extranjero imposible de disimular. El personaje en cuestión se llama Tiberio Vinante, un italiano de 49 años, nacido en Monza pero que vivió gran parte de su vida en Treviso, provincia de Bérgamo, que hace casi tres años está radicado en Paraná y se trajo a la capital entrerriana su amor por Atalanta.

Con amabilidad y predisposición, Tiberio recibió la visita del Mirador del Litoral para hablar sobre una de las pasiones de su vida.

-¿Qué significa Atalanta en su vida?

-Atalanta es mi vida. Soy hincha desde que tenía 15 años y cuando me vine a Argentina me lo traje conmigo. Cuando me decidí a viajar había pensado cómo hacer para seguir a mi equipo y cuando llegué descubrí que acá pasan el fútbol italiano por televisión. Además, con Facebook, estoy en todos los grupos de hinchas y todos los días me informo sobre el equipo. Cada vez que juega lo veo sea por televisión o por el streaming, pero no pienso perderme ningún partido. En casi tres años me perdí un solo partido por una razón de fuerza mayor, que fue el fallecimiento del padre de mi cuñado. Justo fue un domingo y con mi pareja tuvimos que viajar a Rosario.

-Dijiste que sos hincha desde los 15 años. ¿Qué te hizo acercarte al club en tu adolescencia?

-Fue bastante casual. Mi papá nunca fue muy futbolero, pero un amigo suyo, hincha del Inter, me llevaba a ver a su equipo cada vez que jugaba de local cuando era un niño. Hasta que cuando tenía 15 años el padre de un amigo mío, que trabajaba en las divisiones juveniles de Atalanta, me invitó a verlo. Ahí me enamoré del club y su hinchada, que es muy caliente y pasional. Ahí mi vida pasó a ser del Atalanta.

-¿Ibas a la cancha?

-Hasta el 2001 iba a casi todos los partidos de local y algún que otro cuando jugaba afuera. Pero en ese año me fui a convivir con mi ex esposa, nos fuimos de la ciudad y abrimos un bar en 2002. Los fines de semana era cuando más trabajábamos y siempre coincidía con los partidos, por lo que se me hacía imposible ir. El año pasado, cuando fuimos a pasar las fiestas a Italia con mi actual pareja, me conecté con un amigo de Facebook y le comenté que tenía muchas ganar de volver a la cancha e ir con ella. Él me consiguió dos entradas y fue una gran emoción.

-¿Algún jugador argentino que te haya marcado?

-El Pájaro Caniggia estuvo en la época que había tres cupos extranjeros por equipo y fue un refuerzo de enorme jerarquía. Ahora tenemos al Papu Gómez y hace unos años estuvo un gran delantero que hizo muchos goles y llevo en mi corazón, el Tanque Denis. Otro jugador muy querido por la hinchada es el defensor Leonardo Talamonti y también lo recuerdo al pequeñito Maxi Moralez.

-¿Tiene algún sueño con su equipo de fútbol?

-Verlo jugar la Champions League. Con la llegada de Gian Piero Gasparini a la conducción técnica, en 2016, el equipo pelea por clasificar a las copas internacionales, porque se armó un combo perfecto entre entrenador, jugadores y dirigentes. Volvimos a jugar la Europa League en 2017 y este año peleamos por clasificar la Champions. Otro sueño sería verlo campeón de la Copa Italia, que esta temporada estamos en semifinales.

Una historia de amor

Además de su fanatismo, el otro eje de la conversación con Tiberio fue sobre su llegada a Argentina. “Fue una historia de amor que comenzó hace un poco más de cuatro años. Conocí a Daniela Zambón, mi actual compañera, a través de un grupo de Facebook llamado Posina y su gente. Es sobre el pueblo donde nació mi papá, que es muy chiquito en la región de Véneto. Después de la Primera Guerra Mundial había mucha pobreza y mucha gente se fue a distintas partes del mundo, entre ellas Argentina. Así la conocí a ella, que tiene un apellido muy común en el pueblo, empezamos a hablar y nos fuimos enamorando. Yo estaba casado, pero mi relación no venía bien desde hacía un tiempo y pensé en cambiar mi vida. En enero del 2016 ella fue a visitar a una amiga en Italia y le propuse conocernos personalmente. Le conté a mi papá y él me cubrió, la conocí y tomé la decisión. Hablé con mi ex, le planteé que quería divorciarme y a ella no le cayó bien, pero ya estaba decidido así que le dejé el trabajo y la casa. En dos o tres meses resolví toda la situación de pasaportes y demás papeles en Italia. Llegué a Argentina el 16 de abril del 2016, luego tuve que resolver mi situación legal acá y ya me establecí. Me encuentro bien porque la gente me parece muy buena y educada. Obviamente que muchas veces extraño porque en Italia tengo mi familia, pero año por medio vamos con mi pareja a pasar las fiestas. Acá soy feliz”.

La Dea

En el escudo de Atalanta se puede observar el perfil de una mujer, una diosa griega que se conoce como La Dea -así llaman al equipo sus hinchas-, que fue la fuente de inspiración para Tiberio a la hora de denominar su emprendimiento.

Atalanta Bergamasca Calcio es un club fundado el 17 de octubre de 1907. Se encuentra en la ciudad de Bérgamo y el logro más importante de su historia fue la consagración en la Copa Italia de la temporada 1962-1963. En la temporada 2016-2017 el equipo logró clasificarse a la UEFA Europa League, tras 26 años sin participación en competencias internacionales. En la actual temporada se encuentra peleando la clasificación a la UEFA Champions League y estáen semifinales de la Copa Italia.

Algunos futbolistas argentinos que defendieron sus colores fueron Claudio Paul Caniggia, Leonardo Rodríguez, Daniel Osvaldo, Leonardo Talamonti, Fernando Tissone, Maximiliano Pellegrino, Germán Denis, Maximiliano Moralez, Lionel Scaloni y Facundo Parra. Actualmente integran la plantilla de Atalanta José Palomino, Alejandro Papu Gómez –el capitán del equipo- y Emiliano Rigoni.


+ Noticias

Rosario Central recurre al representante de Cocca
Desde el momento en que Diego Cocca firmó su contrato con Rosario Central, se especuló también con el desembarco del omnipresente representante Christian Bragarnik en el club de barrio Arroyito de Rosario.

Rosario Central recurre al representante de Cocca

Newell’s camina hacia el fideicomiso
Los socios aprobaron el informe presentado por la comisión directiva, aunque hubo muchas abstenciones. Crece la preocupación por los fondos que se destinarán a refuerzos.

Newell’s camina hacia el fideicomiso


En Portada / Entre Ríos

Destacan el aporte de las PyMEs a la economía
El mejoramiento de los caminos, una nueva matriz energética con energías renovables y un sistema portuario integrado son tres pilares en los que trabaja el gobierno provincial para apoyar a las pymes. Y de ello dio cuenta el gobernador Gustavo Bordet durante la visita a la planta láctea Cremigal.

Destacan el aporte de las PyMEs a la economía

Luciana Aymar transmitió su experiencia en Concordia
La ex leona y mejor jugadora del mundo disertó en el teatro Odeón de la ciudad y compartió sus conocimientos en una clínica en un club. Destacó los distintos aspectos del hockey sobre césped y del trabajo en equipo. Aprendizajes y superación, lo necesario para llegar lejos.

Luciana Aymar transmitió su experiencia en Concordia

Celebramos el primer año de un trabajo apasionado
Desde hace 53 ediciones, nos venimos comunicando semanalmente a través de MIRADOR ENTRE RÍOS, los días domingos. Para los que lo hacemos, este acontecimiento es un motivo de honesta satisfacción, créannos. Desde ese lugar sencillo y emprendedor, anhelamos que también ustedes, lectores de la versión papel y digital, protagonistas de lo que ocurre en distintos puntos de la provincia, hayan considerado que este producto ayuda a cubrir una vacancia, que hay un espacio que viene a llenar y que la experiencia y el desafío han emprendido con buenas artes, con sinérgico esfuerzo, con el trabajo sostenido y articulado como estandarte.

Celebramos el primer año de un trabajo apasionado

A 10 años de la primera peluca para personas que se hacen quimioterapia
Evangelina García Blanco, propietaria de un centro de estética de Gualeguaychú, buscó en YouTube cómo fabricar una peluca de pelo natural. Con breteles para corpiños y elástico de bombacha armó una para que usara una compañera de trabajo que estaba por iniciar el tratamiento contra el cáncer. Así fueron los inicios de una ONG que llena de orgullo y esperanza al país.

A 10 años de la primera peluca para personas que se hacen quimioterapia

Un verdadero campeón de la vida
Sebastián Cancino lleva más de 20 años sin poder caminar debido a una cuadriplejia espástica, pero esta discapacidad no le impidió ser feliz ni alcanzar las distintas metas que se fue proponiendo. Apasionado por el boxeo, se sumó al “Team Peligro” para practicar el deporte de los puños. Afronta cada día como si fuese un combate pugilístico.

Un verdadero campeón de la vida

En Portada / Santa Fe